El Método Naveira - Gustavo Naveira y Giselle Anne

 
 

Ficha técnica


Título:

El método Naveira: Gustavo Naveira y Giselle Anne

Dirección:

Daniel Tonelli - Marcelo Turrisi

Producción:

The Argentine Tango Society

Coordinadora de Producción:

Silvina Damiani

Participación especial:

Roberto Decarre

País:

Argentina

Año:

2021

Género:

documental

Duración:

28 minutos

Sinopsis


El Método Naveira “Yo, a los 12 años tuve una experiencia importante... -dice Gustavo Naveira- ... vi bailar a mi padre con una mujer que yo sabía que él no conocía, y eso me impresionó tanto que creo que ahí empezó mi amor por el tango”. Giselle Anne manifestaba su pasión por la danza desde los tres años. Su formación clásica en la Escuela de Danzas pronto se vio sacudida por la oportunidad de realizar una gira en Japón con una compañía de bailarines de tango. Gustavo y Giselle se conocieron en un Festival en Stiges, en donde habían sido contratados por separado. Inmediatamente tuvieron que bailar para las cámaras y descubrieron que el entendimiento era muy grande, como si ya hubieran bailado antes. Juntos iniciarían un camino que no solo los uniría en las pistas de baile. The Argentine Tango Society presenta una nueva producción documental: El método Naveira: Gustavo Naveira y Giselle Anne, realizada por Daniel Tonelli y Marcelo Turrisi, con la coordinación de Silvina Damiani. El audiovisual recorre la carrera de esta destacada pareja de danza del tango, haciendo eje en la enseñanza y en su reconocido sistema que los ha llevado a tener fervorosos seguidores en todas partes del mundo. Admirador de “Virulazo”, Eduardo Arquimbau y Pepito Avellaneda, Gustavo persiguió desde siempre un creciente interés por comprender y sistematizar la estructura de la danza del tango. Vivió con mucha intensidad el renovado impulso de las clases y de las milongas a partir de la recuperación de la democracia, a la vez que pertenece a una generación que intenta realizar un análisis intelectual de la danza ciudadana. Giselle comparte con Gustavo ese mismo interés por estudiar y ordenar la estructura, un camino que algunos no dudaron en definir como “Tango Nuevo”. Una técnica que no se agota en saber colocar el pie o aprender un paso determinado porque también implica aprender a seguir el compás de la música y a diferenciar los estilos de cada orquesta. Para Gustavo Naveira, “Uno tiene que darse cuenta que está ocurriendo con el peso del otro, con la velocidad del otro, con la necesidad de moverse del otro. No es solo lo que hace el otro; es lo que hace y lo que le pasa. Es decir, la precisión con que uno percibe todo eso: ahí es donde está la calidad del baile.”